ARMOIRIES FRANÇAISES (I)

Una de las bellas imágenes ecuestres del armorial de Berry (s. XV)
Una de las bellas imágenes ecuestres del armorial de Berry (s. XV)

Además de recorrer algunos armoriales españoles (lo que ya hemos hecho en entradas anteriores) y portugueses (recordemos los fondos de la Torre do Tombo), he ofrecido en un par de ocasiones noticias puntuales sobre algunos interesantes armoriales franceses.

El heraldo Montjoie, en el armorial de Berry
El heraldo Montjoie, en el armorial de Berry

Deseando ampliar esas escuetas noticias, comienzo hoy una serie -serán tres o cuatro entradas, por lo que estimo inicialmente- acerca de estos poco conocidos armoriales, muchos de ellos muy antiguos (desde el s. XV) y realmente vistosos.

Una parte del repertorio heráldico del códice
Una parte del repertorio heráldico del códice

El primero de la serie es el armorial de Gilles de Bouvier, llamado Berry, rey de armas de Carlos VII: una maravilla conservada hoy en la BNF (Français 4985), con bellísimas ilustraciones entre las que destacan imágenes de monarcas y de heraldos franceses, caso de Montjoie, cuyo nombre componía el grito real de guerra, seguido de representaciones ecuestres de varios pares de Francia, y de los pendones de diversos y relevantes linajes galos, de gran interés para su estudio vexilológico. Incorpora también, al final, algunas hojas impresas con motivos de heráldica mítica.

El condestable Artús de Bretaña, en el armorial de Berry
El condestable Artús de Bretaña, en el armorial de Berry

Aunque se halla inconcluso, no dudo de que, dada su calidad, no dejarán de disfrutarlo a lo largo de sus algo más de doscientas páginas. Que les proporcione un agradable rato de ocio, lo que les deseo sinceramente; y buena tarde.


2 pensamientos sobre “ARMOIRIES FRANÇAISES (I)”

  1. Buenos Aires, 20/08/2015.-
    Es la primera vez que me sumerjo en la lectura de los armoriales.
    Para un enamorado de la heràldica como yo, este ha sido el mejor viaje “iniciàtico” que he vivido.

    Continuè asì. Que sigan los èxitos.-

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *