GENIO Y FIGURA

Cayetana de Alba, sin duda en sus mejores años, fotografiada por Gyenes (BNE).
Cayetana de Alba, sin duda en sus mejores años, fotografiada por Gyenes (BNE).

Como, sin faltar a la verdad, podría decir la popular obra de Arniches de 1910. Hoy se ha ido -esperamos que sin duda a un lugar mejor- desde su querida Sevilla la última duquesa (con el numeral XVIII) de Alba de Tormes, sin duda todo un personaje no solo en la ciudad andaluza, sino en todo el planeta aristocrático del que desde este blog nos ocupamos.

Pilar Teresa Cayetana de Alba, por Goya (BNE)
Pilar Teresa Cayetana de Alba, por Goya (BNE)

No abundaré -para eso están ya la televisión, las redes sociales y las publicaciones del corazón- en su perfil biográfico; para qué. Otros lo harán mejor sin duda (de hecho, más de un 30% de la duración del Telediario hodierno se ha dedicado al tema). Pero sí quiero traerles aquí, en su recuerdo -tal vez en su homenaje-, el curioso documento que recoge una composición poética dedicada tras su fallecimiento a su ilustre homónima y predecesora, María del Pilar Teresa Cayetana de Silva Álvarez de Toledo, la famosísima duquesa goyesca en la que la última duquesa sin duda pudo reconocerse tantas veces. Sirvan también estos versos, que perfectamente pudieran estar dedicados a ella, para su recuerdo:
La Duquesa murió. La luz brillante
del astro de Alba, entre ofuscadas nieblas
se esconde…
Descanse en paz, en fin, esta singular mujer y aristócrata, sorprendente y controvertida, que durante su vida no dejó indiferente a nadie; y sea para ella la tierra leve.


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *